Bryan Goldberg no solo rescata medios digitales, también revistas

Bryan Goldberg bien podría ser visto como un héroe de los medios de comunicación. Tiene todos los elementos. Rescata marcas que de no ser por su dinero habrían muerto. Genera empleos. Cuenta con Bleacher Report como una muestra de que sabe hacer negocios sustentables, tanto que en su momento lo vendiera a Turner por 200 millones de dólares. Pero ni así logra ser querido. Son muchos los que odian sus formas. Los que preferirían desaparecer que ser adquiridos por él. Los que hablan de sus excesos. De lo peligroso que es entregarle tanto poder. A este héroe que no lo es, al menos no para muchos, se le ha ocurrido un nuevo rescate: la revista Nylon

¿Qué es Nylon?

  • Una revista fundada en 1999 que se especializa en belleza, música y cultura pop

  • Su último número se imprimió en 2017, cuando despidieron a las 12 personas que la integraban

  • Sus problemas no se limitaron a la edición impresa. El tráfico de Nylon cayó un 33% en los últimos meses, pasando de 1.4 millones de usuarios únicos a 950 mil en mayo.

  • Aunque Goldberg solo adquirió el negocio en Estados Unidos, Nylon tiene 9 ediciones internacionales, en México, España, Singapur, Tailandia, Indonesia, Japón, Corea del Sur, China y Alemania

¿Qué hará Goldberg con Nylon?

  • Resucitará la edición impresa, pero no con una periodicidad mensual, sino solo a través de ediciones especiales, como cuando se lleven a cabo Coachella y otros eventos culturales.

  • La intención de Goldberg es convertir a Nylon en una marca emblemática por los próximos 20 años, que además de resucitar sus esfuerzos en la edición impresa y expandir su equipo, organice eventos en vivo, una de las prioridades de Bustle Digital Group para dejar la dependencia hacia el modelo publicitario tradicional, la base del éxito de los negocios de Bryan en el pasado.

  • Como parte del acuerdo, el ex presidente de Nylon, Evan Luzzatto, tendrá una participación minoritaria en Bustle Digital Group.

  • Goldberg asegura que será cuestión de dos años para que Nylon registre crecimientos de triple dígito.

  • Extenderá una propuesta de trabajo a las 24 personas que laboraban en Nylon hasta antes del acuerdo, incluyendo a la editora en jefe.

¿Qué está en el portafolio de Bustle Digital Group?

Tras vender Bleacher Report a Turner en 2012 apalancado por los 6 mil colaboradores que registraba la plataforma, Goldberg creó Bustle, marca emblema de la compañía que registra 32 millones de usuarios únicos al mes.

Con el éxito de Bustle, creado bajo un esquema semejante al de Bleacher, que consistía en la capacidad de entender las principales búsquedas en Google para entregar contenido que atrajera visitas, Goldberg presentó un caso de éxito que lo llevó a levantar 80 millones de dólares para adquirir nuevas propiedades.

Antes de Nylon, que es su séptima adquisición, Bryan Goldberg sumó a Zoe Report, FlavorPill Media, Mic, The Outline, Elite Daily y Gawker. En su conjunto, Bustle Digital Group alcanza a más de 50 millones de usuarios únicos y espera entregar un revenue de 100 millones de dólares al final del 2019.

La fórmula Goldberg

  • Aprovechar la crisis de marcas que le resulten atractivas para adquirirlas a bajo costo. Lo hizo con Mic, que pasó de tener una valuación de 100 millones de dólares a ser adquirido por BMG por 5 millones de dólares. Y lo mismo hizo con el archivo de contenido y la marca Gawker, mismos que compró por 1.35 millones de dólares.

  • Reducir costos de operación, una de las más grandes fuentes de crítica a su modelo, y apoyarse en los servicios compartidos de Bustle Digital Group, como el equipo de desarrollo tecnológico y el de producto.

¿Qué le critican a Goldberg?

  • Que desde Bleacher Report haya promovido la mala o nula paga a colaboradores. En sus inicios, y aunque llegó a juntar 6 mil colaboradores, Bleacher Report no daba incentivo económico alguno a la mayoría de sus escritores. En los inicios de Bustle, pagaba 10 dólares por hora a sus escritores. A la fecha, y pese a que ya ha incrementado el sueldo hasta llevarlo a 16 dólares por hora, 125 dólares por artículo a los freelancers y 200 dólares a los escritores destacados, las quejas sobre la remuneración son una constante.

  • Que tanto la creación de Bustle como el relanzamiento de Gawker, planeado para otoño de este año, estuvieran salpicados por declaraciones que muchos calificaron de misóginas y racistas. En este último caso, lo que más se le cuestiona es que haya permitido que la editora en jefe del nuevo Gawker quedará sin sanción alguna tras referirse despectivamente a los negros y a los mexicanos.

  • Que días antes de adquirir Mic, casi la totalidad del equipo fuera despedido, solo para unos días después contratar a gente que se adaptara a las condiciones propuestas por Bustle Media Group.

  • Que su modelo privilegie tan abiertamente el número de visitas sobre la calidad de contenidos.

¿Cómo se defiende Goldberg?

  • Dice ofrecer condiciones acorde al mercado. Y señala que en muchos casos, de no haber invertido en rescatar propiedades, más gente se hubiera quedado sin trabajo.

  • Afirma que, pese a los hechos, cree en la generación de contenido long format. Visualiza que en unos años Gawker será tan respetado como The New Yorker o Variety.

  • Para apuntalar esas expectativas y como parte de la adquisición de The Outline, Joshua Topolsky se sumó al equipo, tanto para convertirlo en una pieza clave en la generación de branded content como para preparar el lanzamiento de Input, publicación sobre tecnología que aún no tiene fecha de lanzamiento.

Su objetivo es claro: quiere ser el Condé Nast de la era digital