La Creator Economy según Mark Zuckerberg

¿Por qué los creadores son la nueva obsesión de las grandes plataformas?

Storybakers:

Quiero agradecerles por la respuesta al anuncio de que a partir del 1 de abril estaremos implementando un programa de suscripción para recibir contenidos adicionales.

Durante los próximos días les estaré compartiendo los detalles de ese programa y el modo en que ustedes y las marcas interesadas en anunciarse podrán ser parte.

Gracias a ustedes por permitir que Story Baker florezca en el entorno de la Creator Economy.


Debo confesar que me he sentido emocionado de la coincidencia entre lo que expresaron Mark Zuckerberg, Daniel Ek y Tobi Lutke (creadores de Facebook, Spotify y Shopify, respectivamente) en un room de Clubhouse convocado por Josh Constine y lo que hemos estado analizando a lo largo de estos días respecto a la importancia de los creadores de contenido para las plataformas digitales y el modo en que estos han de ser tratados.

La coincidencia, más allá de los datos y oportunidades detrás del poder de los creadores, se presenta cuando Mark Zuckerberg hace un paralelismo entre las pequeñas y medianas empresas que se benefician de sus servicios, rubro en el que puso como ejemplo el hecho de que hoy Facebook cuenta con un millón de tiendas activas que son consumidas por más de 250 millones de usuarios, y el modo en que están buscando desarrollar la mejor oferta para los creadores de contenido que conforman, según sus propias palabras, una especie semejante, es decir, los PYMEDS, pequeños y medianos medios que desde el individuo comienzan a desarrollarse en distintos ecosistemas.

Para Zuckerberg, los creadores de contenido conforman una oportunidad en sí misma, una masa crítica tan representativa que constituye un gran nuevo negocio independiente a la misión histórica que Facebook se había impuesto como una vía para conectar a millones de personas alrededor del mundo.

Aquí una serie de cifras que nos hablan de la “descorporativización” de los medios y la consolidación de la Creator Economy:

1) Un reporte elaborado por Signal Fire revela que en el mundo hay 50 millones de creadores, de los cuales de 46.7 millones son amateurs y más de 2 millones son profesionales

2) De los 31 millones de canales existentes en YouTube, un millón de creadores cuentan con más de 10 mil suscriptores

3) De las más de mil millones de cuentas en Instagram, 500 mil tienen más de 100 mil seguidores y sus creadores son considerados como influencers activos

4) Twitch cuenta con más de 3 millones de streamers, de los cuales 2.7 millones no alcanzan status de Partners o Afiliados

5) De acuerdo a cifras mencionadas por Daniel Ek, el número de creadores en Spotify ha pasado de 3 millones a 8 en este año, proyectando que para el 2025 habrá 50 millones de creadores en su plataforma, lo que representa, como puede verse líneas arriba, alcanzar el equivalente al total de creadores que se estima que hay en la actualidad

6) Spotify se ha propuesto generar los apoyos necesarios para que un millón de creadores lo puedan ser de tiempo completo


¿Qué caracteriza a los creadores en el presente?

-Especificidad: Tobi hace énfasis en que estamos viviendo el boom de los nichos y subnichos. ¿La razón? El hecho de que los gatekeepers terminaran desapareciendo, lo que permite que hoy cualquiera tenga la oportunidad de alcanzar a una audiencia tan acotada que es posible desarrollar productos particulares para esa audiencia, lo que antes no podía darse a partir de la necesidad de escala, es decir, que los distintos involucrados en la cadena necesitaban encontrar razones económicas para beneficiarse, incrementando así el costo de desarrollar auténticas soluciones de nicho.

-Omnitalento/Omnicanal: Daniel reconoce que para las plataformas será medular desarrollar una serie de soluciones adicionales a las que en esencia ofrecían las plataformas, pues encuentra en los creadores de contenido con capacidades omnitalento u omnicanal, es decir, que a diferencia de antes, un músico no solo se dedica a hacer música, sino también genera contenido en video, realiza videos cortos, vende merchandising, desarrolla NFTs y es capaz de organizar eventos en vivo.

La diversificación de habilidades presenta un desafío para las plataformas: ser aquellas que ofrecen una mejor respuesta a esas necesidades vivas de los creadores, factor que se conecta de forma directa con la comoditización de la tecnología de la que les he venido hablando. La premisa es sencilla: si todos desarrollan herramientas para el creador más allá del mono propósito que solía acompañar a una red, la diferenciación de las mismas irá en declive, convirtiéndose así en meras alternativas para el creador.

-Omnicommerce: se me ha ocurrido este concepto para ilustrar la necesidad identificada por Mark Zuckerberg de entregar herramientas que permitan a los creadores la venta de productos y merchandising. Desde Facebook y Spotify han identificado la misma ventana de oportunidad que hemos identificado para Netflix: la producción de recursos para que un creador pueda vender productos sin necesidad de trasladar a los usuarios a un sitio particular, es decir, que la transacción ocurra en el mismo entorno en que se encuentre el usuario (Media Commerce)

-Modelo 360 en vez de publicidad: para Mark, ha quedado claro que no todos los creadores podrán vivir de la publicidad, en particular por el alcance que se necesita para lograrlo, por lo que a las plataformas, fortaleciendo el punto expresado líneas arriba, tendrán que contemplar un escenario de 360 grados en el que se entrega a los creadores la oportunidad de monetizar por distintas vías.

A este respecto puso como ejemplo “Stars”, producto con el que la audiencia que sigue a streamers en FB Gaming puede entregar propinas/aportaciones para los creadores en vivo, esquema que se anticipa que FB podría replicar al momento de presentar avenidas de revenue para periodistas y escritores.

-La globalización del creador: J Balvin y el reggaeton como ejemplos. Daniel Ek apunta a la música como muestra de lo que hoy se puede lograr ante la ruptura de barreras en digital y explica que si antes Shakira era el único referente latino con verdadero impacto a nivel mundial, ahora J Balvin es un referente latino en el mundo, y como él, varios más que han saltado a la escena. Si se analiza como género, apunta, el reggaeton es también una muestra de la descentralización de los fenómenos mainstream. No todo lo que se pone en boga ocurre en Estados Unidos, como ellos mismos lo han padecido ante el florecimiento de Tik Tok, Huawei y otras empresas que desde Asia han desafiado la hegemonía estadounidense.

-Los creadores son los nuevos founders: cuando creas un contenido, estás emprendiendo un negocio. De la consistencia que tengas al momento de estructurar dichas publicaciones y de elegir tu audiencia surgirá la base para que eso que un día haces por hobby termine convirtiéndose en la empresa que podría cambiar tu vida.

Y aquí también se encuentra otra gran alternativa para empresas relacionadas a la Creator Economy, presentar soluciones a los pain points que una persona creativa experimentará a la hora de gestionar su negocio, con todo lo que implica en áreas que no domina, como la administrativa, la financiera, la analítica…


Un mundo de pequeños y medianos creadores

Cuando les preguntaron a Daniel, Toby y Mark por qué la Creator Economy resultaba importante para el mundo, todos coincidieron al señalar que será ésta la tendencia que permitirá acercarse a una realidad que en ocasiones no alcanzamos a ver: el grueso de la economía de los países a nivel mundial depende de este tipo de empresas. Hablaron, por ejemplo, de que en Estados Unidos, los pequeños y medianos negocios representan el 50% de las fuentes de empleo, mientras que en el resto del mundo esa cifra suele estar en el 80%:

Estos pequeños y medianos negocios que emplean a un alto porcentaje de la población en los distintos países del mundo presentan alta volatilidad, por lo que es natural que cada persona se convierta en potencial creadora de contenido que la habilite a tener sus propias fuentes de ingresos a través de una audiencia muy acotado, pero que en esa limitante encuentra su gran fortaleza para diferenciarse del resto.

Si eres un creador de contenido sigue los siguientes pasos y tarde o temprano encontrarás el éxito

a) Elige tu propósito

b) Define tu audiencia mínima viable

c) Establece tu objetivo final, pero define también tus objetivos intermedios (la motivación en el camino es vital. Si solo piensas en alcanzar la meta, vas a terminar abandonando la carrera

d) No pienses en si eres bueno o malo (parte de la subjetividad). Concéntrate en documentar el aprendizaje que experimentarás a través de la creación de contenido

e) Identifica que soluciones busca tu audiencia. Ella misma te lo dirá.

f) En los momentos de depresión y pesimismo (que sí que los vivirás), recuerda que el mayor filtro entre los que triunfan y los que fracasan está en la consistencia de unos y en la renuncia de otros.

g) Recuerda tu propósito, pero diversifica tus fuentes de ingresos a través de la naturaleza omnitalento que has desarrollado

h) Mide cada esfuerzo, pero no permitas que las métricas sean tu propósito. Han de ser un medio para un fin. no el fin en sí mismo

i) Disfruta el camino. Tarde o temprano encontrarás la avenida que te lleve al éxito que estás buscando

Para terminar quiero compartirles este mapa de la Creator Economy que comparte Signal Fire