Los jóvenes están dispuestos a pagar

Más vale que sea cierto. Ante la urgencia de la industria mediática por diversificar sus fuentes de ingresos, desde Inglaterra se escuchan voces que afirman que las audiencias jóvenes están más dispuestas a pagar que usuarios de anteriores generaciones dado que crecieron con modelos de suscripción como Netflix y Spotify.

De acuerdo a Douglas McCabe, Chief Executive Officer de Enders Analysis, la confianza en los medios está creciendo, lo que combinado con los usos y costumbres de los jóvenes hace pensar que hay una mayor voluntad para realizar pagos por contenidos de calidad.

La convicción de McCabe se fortalece con los datos presentados por Mic Newman, editor líder del reporte entregado por el Reuters Institute Digital News durante el Press Gazette Digital Journalism Summit. Ahí, Newman expuso cómo en el Reino Unido el escepticismo hacia las noticias que se publican en plataformas sociales tiene apenas un 12% de credibilidad, a cambio de un 42% en fuentes generales y un 54% en aquellas que resultan fuentes de confianza para los propios usuarios.

Facebook se desploma como plataforma para buscar información

No es sólo que Facebook se hace viejo, es que ya nadie cree en lo que ahí se publica. Entre los más jóvenes, Facebook ha perdido varios puntos porcentuales como red social para encontrar información, aunque con un 36% se mantiene a la cabeza por más de 21 puntos con respecto a WhatsApp, que gana fuerza en el mercado británico para convertirse en el segundo conducto social para entrega de contenido informativo. Twitter se mantiene estancado en un 11% y tanto Instagram como Snapchat empiezan a mostrar una gráfica ascendente al marcar un 6% y un 3%, respectivamente.

Los jóvenes también están empujando la industria del podcasting. Mientras plataformas como Spotify y el propio Washington Post desarrollan esquemas de monetización que incentiven a creadores de contenido, los números de consumo de podcasts en el Reino Unido son catapultados gracias a consumidores de entre 18 y 34 años. El consumo mensual va al alza con un 18% de uso mensual, mientras que un 7% ya se encuentra usando speakers inteligentes, un 5% con respecto al año anterior.

Los problemas de la industria en Inglaterra son los de todo el mundo. Se estima que entre Facebook, Google y Amazon, que de a poco se convierte en el tercer gran acaparador de las inversiones publicitarias para medios, se llevan en un 90 y un 89% de la publicidad, lo que deja al resto de los creadores de contenidos con entre un 10 y un 11% del mercado publicitario.